DHY! es una herramienta para el seguimiento del respeto a los Derechos de las Personas con diversidad funcional y el cumplimiento de la aplicación de la Convención de las Naciones Unidas.

La línea roja

 Portada del Diario Oficial de la Generalitat Valenciana donde se publica la ley de accesibilidad al transporte, con la leyenda estanpillada 'No se cumpla'

El otro día en la tertulia casqueril comentábamos un informe que me ha tocado coordinar. La cosa va de evaluar el desarrollo de la ley de accesibilidad al transporte de mi pueblo (Reino, País o Comunidad de las Maravillas); es el castigo que conlleva haber coordinado un informe del Instituto para la Promoción de la Vida Independiente cuando la ley era proyecto.

No hay plazo que no venza y deuda que no se pretenda cobrar. Si otro día escribía a cuenta del “Abismo de Helm” (hueco de separación entre andén y vagón de metro) era porque me llenan el buzón preguntándome cosas como: cómo se puede ir a un sitio, si se va a poner tal cosa en su pueblo, que hay que hacer si te impiden viajar en un transporte…..

Puertas giratorias sin puertas

Puertas

Como estamos en las fechas que estamos y no tengo nada que hacer, contaré una historia para intentar entretener al personal:

Érase que se era una persona que fue a comprarse una casa. Su futuro domicilio tenía orientación sur, era todo exterior, tenía una luminosidad extraordinaria, tres dormitorios, y todo lo que necesitaba. Lo único que ocurría, el único defectillo que le encontró fue que al constructor se le había olvidado poner una puerta de entrada a la casa, y eso dificultaba mucho que entrara en ella. Además, se le había olvidado también poner una puerta de entrada al cuarto de baño, lo que le imposibilitaba acceder al mismo: así que no se podía lavar los dientes, tampoco podía ducharse, y no era capaz de ir al servicio cuando tenía que evacuar sus intestinos. Pero por lo demás el piso estaba bien de precio y sus calidades eran inmejorables.

¿Defiende la LEPA los derechos humanos de alguien?

Esposado

Última y penúltimamente se ve la defensa de la Ley 39/2006, de Promoción de la Autonomía Personal y Atención a las personas en situación de dependencia como un bastión indispensable de resistencia a ultranza de los derechos humanos de las personas más vulnerables. Ignoro si alguien se ha detenido a observar el contenido de la cartera de servicios que ofrece dicha ley. Yo he visto esa norma y, aparte de sus numerosos defectos en cuanto a financiación y otros aspectos técnicos e ideológicos, noto que, en su mayor parte, no sólo no defiende los derechos de promoción de la vida de las personas discriminadas por nuestro funcionamiento y aspecto, sino que tampoco preserva aquellos derechos de las personas que, se supone, atienden o cuidan de las “personas en situación de dependencia”.

Sin elección ni control

Cartel con la leyenda: Prohibido salirse del camino

Cada cosa llega en el momento apropiado, y después de un trabajo descomunal de razonamiento, favorecido por un estado lamentable de nuestra situación económica, parece que las administraciones públicas por fin empiezan a sustituir el modelo de la dependencia residencial por un modelo supuestamente de vida independiente basado en la asistencia personal. El negocio de las residencias parece que toca a su fin.

Minándole la moral a los "anormales"

Presos de Guantánomo caminando

Hoy quería escribir sobre algunas peripecias que me han pasado últimamente y que nos pasan a los "anormales" a menudo, pero me he puesto a mirar que si el facebook, que si el twitter, hacer un par de llamadas telefónicas, luego se me ha ido un rato el santo al cielo y ahora que quiero ponerme ya casi es la hora de que mi asistente personal se vaya. Vaya, vaya. Así que intentaré ir rapidito y al grano.

La comunicación está en el corazón de ser humano

Corazón rosa

Extracto de un artículo original de Jenny Morris

Esta entrada se escribe como parte de la campaña de las redes sociales #107días, que empezó después de que Connor Sparrowhawk, un adolescente de 18 años con dificultades de aprendizaje, muriera en una unidad de tratamiento y diagnóstico. Se trataba de una “muerte evitable”, según un informe independiente, a pesar de que el joven tenía epilepsia, se le dejó desatendido en un cuarto de baño en el que se ahogó. En otra ocasión escribí acerca de este asunto. Los 107 días de esta acción terminarán en el aniversario de su muerte, el 4 de Julio, e incluye algunos actos y escritos acerca del objetivo de esta campaña dirigida a “inspirar y compartir acciones positivas que se están realizando”.

Veda abierta contra personas por su funcionamiento

Linchamiento

En los últimos días he visto varias noticias referentes a la discriminación de la que somos objeto por funcionar de modo anormal que me hacen pensar que existe una escalada a nivel global en contra de quienes, necesitando apoyos generalizados externos, hemos decidido llevar una vida digna, lo más independiente posible y basada en la asistencia personal y otros apoyos establecidos por la legislación vigente o que necesitan elaborarse con mayor precisión.

Desdén politico para paliar las desigualdades de las personas con diversidad

Duelo a Garrotazos

Recuerdo que hace uno o dos años, dando una charleta en la Universidad de Granada le pregunté a la audiencia, en su mayoría personas en desventaja por su funcionamiento, que cuáles y dónde residían sus derechos. La respuesta casi unánime consistió en un montón de caras que me permitían intuir que yo estaba hablando en chino. Sin embargo, hubo un par de manos que se alzaron con más o menos timidez para contestar. Las bocas que iban unidas a dichas manos pronunciaron las palabras, "nuestros derechos están incluidos en la Ley de Promoción de la Autonomía Personal y Atención a las personas en situación de dependencia”. Evidentemente, nadie dijo las palabras mágicas “Convención sobre los Derechos de las Personas con Discapacidad", que hubieran sido más apropiadas. Por cierto, dicho tratado internacional firmado y ratificado por España en 2.008 no quita ni añade ningún derecho a los que ya existían desde 1.948 en la Declaración Universal de Derechos Humanos.

El Abismo de Helm o Metrovalencia

Cartel con la leyenda 'Asientos reservados'

Dulcinea llegó a casa desencajada, se había visto mordida y arrastrada por el tranvía al intentar subir al de la línea 4 (Mas del Rosari-Doctor Lluch). La altura y separación del andén impedían que la rueda delantera de la silla subiera. La situación era peligrosa puesto que sabía que de intentar dar marcha atrás tenía todos los boletos para que las ruedas se atascaran en el hueco y se fuera de morros. En esas estaba cuando la puerta del vagón se cerró y salvó el pie porque las puertas se unen con unas bandas de goma que no cizallan el pie.

Leyes contra la diversidad heredadas de Jim Crow


En prisión

Supongo que a estas alturas se conocerá lo que eran y supusieron las leyes de Jim Crow y la forma de vida que propugnaban. En breve, eran una serie de normas estatales y locales en los Estados Unidos que segregaban y excluían de la sociedad a los ciudadanos negros, o de raza negra, o subsaharianos, o afroamericanos como ellos allí se designan y es lo políticamente correcto. Estas normas totalmente aceptadas estuvieron vigentes desde los años 90 del siglo XIX hasta finales de los 60 del siglo XX. Algunas de estas normativas separaban a negros y blancos en los transportes públicos, las viviendas eran diferentes, algunas costumbres desembocaban en la existencia de aseos diferentes para personas de color oscuro y de color claro, y así vino sucediendo hasta un movimiento de liberación promovido por las propias personas implicadas.

Distribuir contenido